ENTRE TÚNELES Y LIBROS

junio 19, 2007

Viaje de estudios a la ciudad autónoma de Buenos Aires

ENTRE TÚNELES Y LIBROS

 

 

patio-de-la-manzana-de-las-luces2.jpg

Lunes 7 de Mayo. Estaba oscuro, casi amanecía. Profesores y alumnos con sueño, pero unidos bajo un mismo interés: partir hacia Buenos Aires.El objetivo del viaje: visitar el museo de la “Manzana de las Luces”, por la mañana, y por la tarde, la “Feria Internacional del Libro”. Canciones y mates ocuparon la mayor parte del tiempo que duró el trayecto.

A las 10.30, los ómnibus estacionaron, como pudieron, en la angosta calle Perú, a metros del ingreso al museo. La caminata hasta la entrada fue breve, pero, en plena mañana, el microcentro porteño le puso emoción al recorrido.

¡Ilumíname Argentina!222.jpg

La “Manzana de las Luces” es un reducto histórico donde funcionaron importantes instituciones del desarrollo político y cultural de nuestro país, a lo largo de los siglos. Se encuentra situada en la manzana limitada por las calles Bolívar, Moreno, Alsina y Perú.La recorrida por las instalaciones fue amena, gracias a la intervención de la encargada de recibir a las visitas escolares.Su historia se remonta a 1661, cuando los jesuitas comenzaron la construcción de los primeros edificios. Entre las más destacadas se reconocen: La Iglesia de San Ignacio, el colegio homónimo, la procuraduría de las misiones, la Compañía de Jesús, la imprenta de los niños expósitos, la Biblioteca Pública, la universidad de Buenos Aires, el Banco de la Provincia de Buenos Aires, la Academia Nacional de Historia y la famosa Sala de Representantes, donde asumieron y claudicaron diversos proyectos históricos y personales de nuestra historia.Quizá por este dato, el diario “Argos” decidiera el 1º de Septiembre de 1821, reconocerla bajo este nombre, en alusión a la “riqueza interior que contiene esta manzana…”“El sentimiento que produce estar en el mismo lugar donde alguna vez estuvieron nuestros próceres es inigualable…”, comentó una alumna.

 

Las Arterias Ocultas

Bajo el patio de la procuraduría se encuentran los famosos túneles. Al parecer formaban una red que unía algunas iglesias y edificios públicos con el Fuerte. Es probable que los hayan diseñado como medio de defensa, teniendo en cuenta que el puerto de Buenos Aires era codiciado por piratas y corsarios. Lamentablemente, con el desarrollo del casco urbano, se perdieron buena parte de estos testimonios arqueológicos.

 

 

El Mundo Resumido En Papel

La 33ª Feria del Libro, que culminó el día 7 de mayo, presenta la imagen consolidada de uno de los más importantes encuentros culturales de América Latina, con una programación muy diversa, pero siempre con el libro como protagonista.Este año fue muy importante debido a la ampliación del espacio, ya que la superficie ocupada por la Feria abarcó casi todo el predio de la Rural, algo muy bien recibido por la gente, que pudo circular con comodidad por los distintos pabellones.Al entrar los visitantes presenciaron un vídeo como invitación a disfrutar la visita. Todo lo que podría interesarles, se encontraba allí, desde un libro de texto hasta una novela de terror. Libros de todo tipo: biografías, historias clásicas, libros científicos, de autoayuda, etc.El predio ferial de Palermo fue visitado por invitados internacionales, escritores e intelectuales de fama mundial, centenares de delegaciones escolares de todo el país y más de un millón de personas que concurrieron a la reciente edición de la Feria del Libro, cuyo lema fue “Libros sin fronteras”.

“Debemos pensar lo universal con ojos propios”

El lema de este año tiene una multiplicidad de significados: insinúa la capacidad de circulación universal, de puente entre culturas, por encima de diversidades raciales, geográficas y políticas; también esta referido a la posibilidad de superar las barreras idiomáticas mediante el instrumento de traducción.¡Asombroso!: Talleres de formación y capacitación, maratón de cuentos, foro de narradores de las provincias, espectáculos de narración oral con invitados nacionales e internacionales y más de mil actividades en una sola feria.

LA FERIA DEL LIBRO EN CIFRAS: Cuarenta y cinco mil metros cuadrados de exposición. Mil quinientos veinte expositores. Cincuenta y ocho países con stands. Un millón doscientos mil visitantes.

“Había lugares donde podías buscar información y también, para los más chicos, sitios donde jugar sin aburrirse, así sus padres podían recorrer el predio sin preocupaciones”, comentó un alumno. Sin embargo, “No todo fue aprender… los trayectos en micro y el momento del almuerzo sirvieron para descansar de tanta caminata, charlar y compartir con amigos…”

 

“Realmente te dolía la cabeza de ver tantos libros”, ironizó un alumno asombrado. Para concluir, sería bueno compartir este dato alarmante: a pesar del éxito de esta feria, las estadísticas dicen que este año la mitad de la población no ha leído ni un sólo libro.

Comentarios, frases y anécdotas…

  • La Feria nos envolvió con libros de toda clase”, se escuchó decir a una alumna.
  • “Se incorpora la idea de saber que nos hallamos en lugares donde, en años pasados, se encontraban figuras históricas debatiendo y acordando determinados hechos de nuestra historia”, reflexionó una alumna, acerca de la visita a la Manzana de las Luces.
  • “Una recorrida fugaz pero muy fructífera, que nos acerca nuestra historia y nos invita a bucear en el pasado, con los libros de la mano, que siempre son la herramienta básica del aprendizaje”, sintetizó un alumno.
  • “Este fue un viaje que abre las puertas del conocimiento, que invita a descubrir maravillosos lugares donde la cultura y la historia se conectan y dan lugar a un mundo distinto del cotidiano”, manifestó una alumna.
  • “Cada persona desarrolla su crítica gracias al conocimiento, los libros son imprescindibles para ello”, concluyó un profesor.

Anuncios